domingo, 28 de febrero de 2010

Será que el aire vuelve a soplar...

Joaquín Sorolla. Instantánea, Biarritz.

-¿Por qué lloras?
-Porque me siento libre.
-Pero eso es bueno,¿no?
-No sólo se llora por lo malo.
Aún así, esta libertad me abruma.
Será la falta de costumbre...

(Facto Delafé - Pasan Las Luces)

2 comentarios:

Laura María. dijo...

Casualmente la única canción que escuché de Facto es la se escucha aquí en tu blog (:
Todo lo que está en exceso, siempre abruma, y la libertad, no es la excepción.


Saludos estimada (:

FashionFreak dijo...

Qué bonito el texto y el cuadro que lo acompaña! Y es cierto, no sólo se llora por cosas malas, yo he llorado de felicidad más de una vez. Aunque me temo que no recientemente... a ver si con la terapia rosa se me pega un poco de alegría, que falta me hace jeje

1 beso!